viernes, 8 de julio de 2011

News of the World cierra por el abandono de los anunciantes y no por mala conciencia


Mercedes Arancibia
Como era previsible, más que la mala conciencia por el comportamiento “nauseabundo”, según la corresponsal del diario francés Libération en Londres, Sonia Delesalle-Stolper, de algunos periodistas y responsables del semanario británico News of the World -edición dominical del diario The Sun-, ha sido la deserción de la publicidad la que ha provocado que, en la tarde del jueves y de manera precipitada, James Murdoch anunciara el cierre del “colorín” que más escándalos ha levantado en los últimos años.

Precisamente el jueves, la responsable económica del periódico fue advertida de la fulminante retirada de 33 de sus más rentables anunciantes, entre ellos Mitsubishi y otras marcas automovilísticas, que tenían contratadas campañas con el semanario hasta el final del año por un montante superior a los 9 millones de euros, según explica hoy el canal de información continuaFrance 24.
Al parecer, junto a la retirada de la publicidad del semanario se llegó a esgrimir la amenaza de que la decisión pueda extenderse en el futuro a otros medios de comunicación del grupo Murdoch, como los periódicos Times y New York Herald Tribune o el muy conservador canal de televisión Fox News.
Por su parte, la Legión Real Británica, una célebre y prestigiosa asociación de ayuda a los veteranos de guerra, también anunció el jueves que cesaba toda colaboración con News of the World, periódico que tradicionalmente daba cuenta de las campañas de dicha organización, ante la sospecha de que el tabloide se haya dedicado a piratear los teléfonos de soldados muertos en el frente.
De hecho, el asunto de las escuchas que lleva varias semanas envenenando el ambiente social y político del Reino Unido se ha ido alimentando a sí mismo y haciendo surgir nuevos casos de espionaje telefónico que afectan a personalidades de todo tipo, empezando por algunos miembros de la “intocable” familia real, pero también a muchas familias anónimas de víctimas de la guerra, el terrorismo o incluso banales sucesos, hasta convertirse en un auténtico escándalo nacional.
“Un escándalo que -sigue la corresponsal de Libération en su crónica de fecha 7 de julio- puede terminar provocando el derrumbe de todo el imperio mediático de Rupert Murdoch y del gobierno británico”, como ya se aprecia que está ocurriendo con los deseos del magnate Murdoch de comprar la mayoría (el 61%) de las acciones de la plataforma BskyB que su grupo no posee todavía y que, hasta ahora, el gobierno británico veía con buenos ojos; de repente, la decisión se ha aplazado hasta septiembre. “Inopinadamente, el semáforo verde se ha puesto naranja”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

EL DEFICIENTE TRANSPORTE SANITARIO DEL SESCAM

Movilización de trabajadores del transporte sanitario del SESCAM El SESCAM aceptó una oferta temeraria, a la baja, para adjudicar el s...