jueves, 7 de julio de 2011

SE PONE EL SOL PARA PUERTOLLANO

En Puertollano llegamos a creer que no se ponía el Sol. No fue por compararnos con el imperio de Felipe II, fue una puesta basada en la convicción sobre la sostenibilidad y viabilidad de la energía solar. Por ello apostamos por atraer a lo más destacado del sector, facilitando su asentamiento con primas, suelo y mucho “cariño”. A cambio hemos recibido empleo y recursos económicos para atender necesidades locales.

Pero ahora parece que el Sol se pone. El ministerio se sometió a las presiones de las grandes eléctricas y recortó de forma notable las primas a las renovables, especialmente a la solar fotovoltaica. Esta medida pone en serio riesgo la instalación de 300 MW programada por RENOVALIA y los más de 200 empleos previstos por la empresa. Importantes son también los ingresos municipales por licencias de obras.

Nadie discute que una tecnología incipiente necesita ayuda en sus comienzos. De ahí las primas, que han cubierto ese papel, y sin las cuales hoy sería imposible que las renovables superaran a las convencionales en la producción de energía. La pregunta es hasta donde tienen que llegar las subvenciones. La rentabilidad de las primas terminó creando una burbuja especulativa en torno a las renovables, y la entrada en masa de proyectos cortoplacistas puramente financieros, ajenos a las eléctricas, o a grupos con vocación de permanencia. Hay proyectos que no llegaron a instalarse, pero ya tenían licencia, y fueron revendidos a un millón de euros el megavatio.

Pero los recortes no pueden seguir el camino radicalmente inverso al de las primas iniciales y pasar del todo a la nada como se pasó de la nada al todo. En juego están demasiados intereses y a veces, en el caso de grandes empresas, contradictorios. Lo cierto es que el ministerio se ha sometido a la presión de las eléctricas y ha recortado en un 45% las primas que demandaban las renovables, 1600 millones de euros.

Las eléctricas anunciaban sacrificios estimados en 143 millones de euros por el uso de las redes de distribución y de 240 millones de euros para impulsar planes de ahorro. Olvidaron que una sentencia las contempla como responsables únicas de estos planes de ahorro. Recibieron además 604 millones de euros en compensación por el uso del carbón nacional y 2.000 millones con cargo al déficit de tarifa. Alguien da más.

No vamos a recordar cómo se hicieron con el sector eléctrico los actuales propietarios, será motivo de otra entrada en este blog, pero si conviene situar como se imputan los costes energéticos para que resulte fácil argumentar que las renovables son caras.

Si contemplamos el elemento creación de empleo, el futuro es positivo para las renovables. Entidades como CCOO y Greenpeace proponen cifras cercanas al millón de empleos directos si se apuesta por la sostenibilidad energética hasta 2020.

Contemplando el elemento emisiones de gases de efecto invernadero, las energías renovables podrían reducir en un 50% las emisiones actuales antes de 2020.

Contemplando el elemento generación directa de residuos y costes de eliminación, el resultado es también favorable para las renovables y especialmente desfavorable para el petróleo y la nuclear. ¿Cuánto valor le damos a la conservación de nuestro medio natural?

Contemplando la imputación total de costes de producción (extracción de materias primas, transporte, transformación y producción energética), el resultado vuelve a ser favorable para las energías renovables.

Contemplando la tarificación futura, teniendo en cuenta que el coste de la materia prima en la mayoría de las renovables es inexistente, el resultado también sería favorable para las renovables.

Siendo esto así ¿por qué es desfavorable el debate sobre costes de producción?, sencillamente porque las renovables no cuentan con un lobby poderoso como el petróleo, la nuclear o las grandes eléctricas. Lo cierto es que el futuro es de las renovables y que el impuso definitivo vendrá cuando las multinacionales controlen mayoritariamente el sector. Solo entonces, con los mercados gobernando precios y nuevas instalaciones volverá a lucir el Sol. Puede que Puertollano vuelva a sonreír, pero se habrá dejado en el camino la posibilidad de ocupar un lugar preferente en el mundo como ciudad internacional de la energía. La solución está tan cerca como lo permita el debate programático interno en el PSOE y su capacidad para influir en la izquierda europea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

¡¡¡HOLA PUTERO!!!

Fotograma del documental ¡Hola Putero! Las malvadas feministas han vuelto a liarla. Un grupo de esas brujas, autodenominadas Towanda...