domingo, 22 de abril de 2012

PALABRAS QUE SE LLEVÓ EL VIENTO Y LA MOLESTIA DE QUE TVE TE LO RECUERDE…


En este gobierno pensamos en todo. No vayan a creer que, porque Mariano haya perdido su elocuencia y “atienda” a los periodistas saliendo a escondidas por la puerta trasera de aquellos edificios que visita, ha perdido aquel gracejo gallego que tanto le ayudo a ganarse sus simpatías y confianza electoral. No, es simplemente que pensamos en cómo hacerles la vida más fácil y para ello hemos escogido el camino de la ignorancia, la suya, por supuesto. 
Ojos que no ven, corazón que no siente y oídos que no escuchan… PP que no se desgasta. Seguro que muchos de vosotros habréis notado cierta contradicción entre lo que prometimos en la campaña electoral y lo que estamos haciendo desde que llegamos al gobierno. Nada, son pequeñas diferencias, nimiedades como la subida de impuestos, la reforma laboral, el copago sanitario o el ajuste del sistema educativo público para privatizarlo a nuestros amigos los curas y empresarios de misa diaria…, medidas que pese a la escasa incidencia que tiene en sus vidas cotidianas estamos dispuestos a solucionar de forma inmediata.
Con lo de solucionar, como es lógico,  no me refiero a que vayamos a rectificar ninguna de estas decisiones, todas ellas tomadas por nuestros hombres en el FMI y Golman Sachs…, sino a que vamos a acabar con la contradicción entre lo prometimos y lo que hacemos. No es que este hecho nos provoque algún problema de conciencia, en absoluto, pero estarán conmigo en que resulta molesto que distintos medios de comunicación, afortunadamente cada vez menos, nos lo estén recordando a diario. Por ello, el Gobierno, en su Consejo de Ministros del pasado viernes, tomó la trascendental decisión de pasarse por el forro el acuerdo que obligaba a contar con dos tercios de los votos del Congreso para elegir al presidente de RTVE.
Este acuerdo impedía por ejemplo que podamos nombrar presidente del ente a Alfredo Urdaci o Miguel Ángel Rodríguez y, por lo tanto, suponía una cortapisa a las normales funciones de un Gobierno. Los estatutos de RTVE dejan claro que se trata de una televisión pública, y como tal debe estar al servicio del poder público, es decir, del gobierno legítimamente elegido en unas elecciones ganadas gracias a las promesas electorales. Y precisamente la primera labor a la que deberá dedicarse la nueva dirección de RTVE, será la de que nuestra acción política y nuestras promesas electorales coincidan. Solo hemos tenido que mirar a la cercana TeleMadrid, a Canal 9 o a lo que ha conseguido, en apenas unos meses, Dolores Prospedal en Castilla La Mancha.
Puede que os preguntéis, personitas ignorantes, como es posible cambiar la realidad de las cosas, como desde el presente se puede modificar lo prometido en el pasado. Pues bien sencillo, hagan como nosotros y miren el ejemplo de los grandes líderes del pasado siglo: Franco, Hitler, Stalin… Aznar…
Ya que mañana es el día del libro, les recomiendo, para quienes no lo hayan hecho aún, la lectura de 1984, esa genial obra de George Orwell que en su momento parecía ciencia ficción y que la realidad ha hecho crudamente real. A nosotros ni siquiera nos molesta que fuera trotskista y en la gloriosa cruzada luchara en el bando de los malos. Lo que importa es como nos muestra los métodos para manejar a las masas, vosotros, y que creáis lo que según nosotros beneficia a España, esto es a nosotros. A fuerza de repetirla, una mentira se convierte en verdad y en eso somos verdaderos maestros. 1984 será el libro de cabecera del nuevo director de RTVE como ya lo es de Nacho Villa en TeleProspedal.
Así, en apenas una semana pondremos fin a vuestra infelicidad a base de circo, toros, enredos amorosos del Borbón y partidos del siglo. No penséis, ya lo hacemos nosotros, y os apuesto el cigarral de Prospedal a que en un par de años ninguno recordáis que un día disfrutasteis de sanidad publica para todos, incluidos los inmigrantes, y que vuestros hijos podían ir a la universidad y hasta contaban con becas Erasmus, que los trabajadores tenían derecho a ser indemnizados cuando eran despedidos irregularmente y a convenio colectivo…, que los sindicatos eran entidades de utilidad social…
Tan cierto como que el 11M sucedió mientras gobernaban los socialistas; que el Prestige se hundió al chocar con un iceberg mientras la orquesta no dejaba de tocar My heart will go on, que Aznar fue uno de los mandatarios de más altura del siglo XX y que Mariano es un gobernante de talla europea que ha conseguido para España no solo que nos respeten… sino que nos teman. Revisaremos y tergiversaremos, por vosotros,  nuestras verdades engorrosas.
Plumaroja

1 comentario:

  1. Y los jueces que pintan en este pais? tambien se deben al partido?

    ResponderEliminar

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

EL GOBIERNO BOLIVARIANO GANA PACÍFICAMENTE

Movilización de apoyo a la Asamblea Nacional Constituyente “Hacer bien a villanos es echar agua al mar”. Don Quijote de La Mancha, 2ª ...