sábado, 21 de abril de 2012

PAÍS VASCO. "MANIFIESTO POR LA PAZ"


En una rueda de prensa realizada el 19 de abril se presentó el manifiesto “Paz y democracia para el País Vasco”, iniciativa que pusieron en marcha a principios de marzo distintas personas de Madrid y que ya cuenta con el apoyo de 500 firmas, entre ellas, las de José Luis Sanpedro, Isaac Rosa y Julio Anguita. El documento emplaza al gobierno de Rajoy a “dar los pasos que le corresponden”.
20_gentes
Hace cinco meses un grupo de personas de Madrid, vinculadas a distintos ámbitos, se comenzaron a reunir para debatir y reflexionar sobre lo que consideran un “nuevo tiempo político” en Euskadi. El resultado de estas reflexiones dio origen al manifiesto “Paz y democracia para el País Vasco”, documento que ha sido presentado hoy en una rueda de prensa en el Ateneo de Madrid, y que ha sido firmado por 500 personas de los más diversos sectores: académico, periodístico, cultural, feminista, ecologista, sindical y de movimientos vecinales.
Tras una breve introducción de Carmen Lamarca, catedrática de derecho penal de la Universidad Carlos III,quien señaló que la nueva situación política el País Vasco “es de suficiente importancia como para que guardemos silencio y mostremos pasividad”, se realizó una lectura del manifiesto por parte de Montserrat Galcerán, catedrática de Filosofía de la Universidad Complutense de Madrid; el economista José Manuel Naredo; la escritora Cristina Maristany; el actor Carlos Olalla; y Carlos Taibo, profesor de Ciencia Política de la Universidad Autónoma de Madrid.
En el inicio del documento se destaca que “la declaración de Bruselas suscrita por varios premios Nobel de la Paz, el Acuerdo de Gernika, la apuesta de la izquierda abertzale por las vías única y exclusivamente políticas y democráticas y la decisión de ETA de poner fin a su actividad armada, dibujan un panorama que ha abierto, sin lugar a dudas, a un nuevo tiempo político en el País Vasco, así como también en el conjunto del Estado”.
Demanda al gobierno de Rajoy
En el documento también se señala que algunos de los agentes emplazados por la Conferencia Internacional de Paz, realizada el pasado 17 de octubre en San Sebastián-Donostia, “ya han respondido al requerimiento realizado”. Así, en el manifiesto recuerdan que ETA hizo una declaración pública en la que anunció el cese definitivo de su actividad armada” y que por ello “instan” al gobierno a que ahora sea él quien dé “los pasos que le corresponden”.
Las peticiones realizadas al gobierno son cinco: el “traslado de todos los presos y presas vascas a las prisiones más cercanas a su lugar de residencia”, la “legalización de SORTU, el “diseño de una política compartida tendente a la reconciliación” que incluya “el reconocimiento de todas las víctimas sin exclusión alguna”, un “diálogo ETA-Gobierno español para un cierre ordenado de ETA como organización armada y la “puesta en marcha del diálogo político sin exclusiones”.
El documento finaliza destacando que “la consolidación de un nuevo escenario para el País Vasco es también tarea nuestra, porque nos afecta en nuestra condición de ciudadanos y ciudadanas amantes de la paz, la libertad y la democracia” y que “volvemos a emplazar al Gobierno español a que se implique en dicha labor y a dar pasos en la dirección señalada” por la Conferencia de San Sebastián.
Una “vuelta a la normalidad”
Al finalizar la lectura del manifiesto, Montserrat Galcerán señaló que “es necesario romper esta especie de ‘compás de espera’ y darnos cuenta de la importancia del momento histórico de cambio que se inicia”, agregando que “no dejemos pasar de nuevo una oportunidad, posiblemente única, para acabar con un problema que nos lleva atormentando varias decena de a años”.
Cristina Maristany, en tanto, recordó que mientras que “ETA abandonó definitivamente las armas” tras la Conferencia de San Sebastián, “la otra parte no se ha movido ficha”. La escritora agregó que “yo le diría a Mariano Rajoy, al que le gusta tanto hablar de ‘hacer los deberes’, que ha llegado el momento de que haga ‘sus deberes’, porque la otra parte ya ha dado los pasos que se le pedían”.
Consultada sobre la petición de perdón por parte de ETA a las víctimas del terrorismo, Carmen Lamarca sotuvo que “el perdón, en el sentido jurídico de asumir responsabilidades, ya se está haciendo desde las prisiones por parte de todos los presos”, y que, en un sentido no jurídico, “la petición de perdón es una postura moral que puedes o no puedes realizar”, pero que, en ningún caso, “puede condicionar el alcanzar una situación jurídica normal”, concedida por la propia legislación.
En este sentido, Lamarca sostuvo que “pedimos una vuelta a la normalidad”, porque tras el abandono de las armas por parte de ETA, “es evidente que tiene que cesar la legislación excepcional” a que han dado origen sus actividades.  Esa vuelta a la normalidad, en opinión de Lamarca, significa que los presos puedan cumplir sus condenas cerca de los lugares donde viven, “como todos los presos” y derogar la Ley de Partidos.
Al finalizar el acto, Lamarca adelantó que los firmantes del manifiesto realizarán en mayo un acto -aún no definen de qué tipo- en el que abordarán en mayor profundidad todas las cuestiones planteadas en el documento.
CRÓNICA POPULAR

1 comentario:

  1. Necesariamente, hay que dar pasos decidios, sin miedos, ataduras mi tapujos. En ello nos va la paz, la convivencia y la libertad.

    ResponderEliminar

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

RELATOS DE VERANO: LAMIAS, NINFAS DE AGUA... LA TROCANTA

La Trocanta. Marcel Félix de San Andrés Antonio de Torquemada se refiere a ellas afirmando que “el mismo Aristóteles dice que los lé...