domingo, 18 de marzo de 2012

NEPOTISMO EN LA ÍNSULA BARATARIA I


La emperatriz anda ligeramente tocada por tener un marido adicto a los consejos de administración bien remunerados. No se conforma con uno, ni dos, ni tres, él es capaz de atender cuatro simultáneamente… sobre todo si el sueldo es de 180.000€ anuales. Como son las cosas, mientras nosotros, pobres mortales, tenemos que luchar diariamente con tres o cuatro minijobs para llegar trampeando a fin de mes… estos salvapatrias insaciables se lo llevan crudito sin dar un palo al agua… 50 reuniones al año y medio millón de euros al bolsillo. 
Que Dolores está enfadada es bien visible. Tiene el gesto más agrio que de costumbre, cosa difícil, y va dando lecciones de transparencia por donde pasa… “algo querrá la perrita cuando mueve la colita”.... Además, se permite acusar al inocente de atender los intereses propios, como ha hecho con los sindicatos por convocar la huelga general. Será que tiene dificultades para llegar a fin de mes y contaba con estos 180.000 para tapar agujeros.
La forzada decisión de Ignacio López del Hierro de rechazar el nombramiento como consejero de REE ha avivado el debate en Castilla-La Mancha, donde el conyugue de la presidenta de la Diputación de Guadalajara ha sido nombrado recientemente asesor del subdelegado del gobierno, quebrando así el principio defendido por Cospedal: “Un solo sueldo público en una misma familia”. En idénticas circunstancias se encuentra también la mujer del presidente de la Diputación de Albacete, que también ha sido nombrada asesora del subdelegado. Y el enchufismo no queda aquí.
No cabe duda de que López del Hierro ha creado un precedente que obliga a los consortes de Ana Guarinos y Francisco Javier Núñez a abandonar sus puestos de asesores adjudicados a dedo y que, hasta hace apenas 15 días, estaban ocupados por periodistas. Aun suenan en mi subconsciente los gritos de Guarinos en las Cortes Regionales exigiendo a Barreda que Clementina Diez de Baldeón cesara como Diputada nacional por la sencilla razón de ser su esposa.
Pero volvamos a las vicisitudes de los prospedal. El malestar con Nacho López del Hierro, e indirectamente con la secretaria general es profundo en el PP. Diversas fuentes apuntan que su intento por entrar en empresas privadas controladas indirectamente por el Gobierno viene de lejos, y era un secreto a voces en los cenáculos del PP. Señalan que hizo ímprobos esfuerzos para ser nombrado consejero de EADS, empresa europea puntera en la construcción de aviones. El Ejecutivo tenía una plaza para ocupar en el consejo, con una remuneración similar a los 180.000 de Red Eléctrica Española. López del Hierro pugnó por conseguirla pero finalmente se la quedó Josep Piqué, un peso pesado del PP —fue ministro y líder del partido en Cataluña— y actualmente presidente de Vueling.
Y es que al empresario del ladrillo no le que ha quedado otro remedio que renunciar a este nuevo cargo, que le hubiera reportado unos ingresos superiores a los 180.000 euros, ante las críticas de propios y extraños y la indignación ciudadana exteriorizada a través de las redes sociales, donde se recordaba el compromiso de su mujer, María Dolores Cospedal, de evitar la duplicidad de sueldos públicos en una misma familia. 
Sea como sea, el caso es que cada vez que la presidenta de Castilla-La Mancha protagoniza alguna polémica, casi siempre tiene que ver con sus varios sueldos y pingues ingresos. No en vano, Cospedal, apodada “la bien pagá”, ha llegado a ser la político mejor pagada de la historia de la democracia, con unos ingresos devengados de 255.211,94 euros, o si se prefiere más de 42 millones de pesetas al año. Si a esos millonarios devengos le sumamos los ingresos de su esposo, entonces, las cantidades adquieren volúmenes astronómicos de difícil comprensión para el resto de los mortales. No tenemos acceso a los ingresos pero si a las cuentas bancarias recogidas en la declaración de 2010, y cuyo saldo medio es de 508.822 euros. Tratamiento aparte merece el patrimonio inmobiliario, donde Cospedal solía olvidarse consignar alguna que otra propiedad y que hace poco fue incrementado con un cigarral valorado en 2’5 millones de euros.
La ocupación de puestos por expolíticos o personas muy cercanas a los partidos en empresas públicas o participadas por el Estado es norma habitual con cada Gobierno. El Ejecutivo del PP, poco a poco, va sustituyendo los puestos ocupados por personas cercanas al PSOE con otras vinculadas al centro-derecha. Es el caso del propio Folgado, que fue secretario de Estado de Energía y después de Economía con el PP, alcalde de Tres Cantos y ahora ha llegado a presidente de Red Eléctrica. Elena Pisonero, ex secretaria de Estado y ahora consejera y próxima presidenta de Hispasat, es un caso similar.
El malestar en el PP con el marido de Cospedal, un hombre acomodado muy vinculado al mundo de las cajas de ahorros y que está en diversos consejos de administración, viene de lejos. En algún momento ya fue polémica su entrada en el consejo de Caja Castilla-La Mancha. Su papel como hombre de negocios vinculado a la política siempre ha sido visto con recelo por muchos en el PP. Sin embargo, la polémica se recrudece ahora precisamente en el momento en que Cospedal ha salido victoriosa del congreso del partido, y ha asaltado el poder interno, desplazando a personas antes influyentes, como Ana Mato o Esteban González Pons, para colocar a Carlos Floriano y otros dirigentes de su absoluta confianza.
La tensión en la calle de Génova entre los dirigentes veteranos, más cercanos a Mato y Javier Arenas, y los cospedalistas es evidente y apenas se oculta. Y en este momento esta polémica no hace sino avivar las llamas. Algunos temen que esta crisis, que también tiene un trasfondo de la rivalidad nunca reconocida entre Cospedal y Soraya Sáenz de Santamaría, la figura en alza del Gobierno como vicepresidenta y portavoz, perjudique la carrera política de la presidenta de Castilla-La Mancha. Claro, que visto lo visto con las encuestas en Andalucía y las anchas tragaderas que tienen los electores españoles, parece difícil que a la derecha se le exija una mínima parte de lo que se le exige a la izquierda.
Plumaroja

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

TODOS SOMOS RUSOS

Humoristas rusos gastan broma telefónica a Dolores de Cospedal El contubernio judemasónico, el mismo que desvelaba a Franco y que expl...