sábado, 14 de mayo de 2011

QUE NO NOS ROBEN EL AGUA


El agua es de toda la ciudadanía, pero dentro de poco puede ser de algunos amigos de gobernantes populares o de alguien importante del PP. El Partido Popular privatizó las empresas públicas y se las regaló a varios amigos de Aznar, así que estamos en nuestro derecho de pensar que esta vez pasará lo mismo. Aguirre, Cospedal y compañía se jactan en su intención de privatizar el ya anoréxico sector público, incluida la gestión del agua o la sanidad.
Una vez privatizado el agua los nuevos dueños, que no tendrán competencia, (el agua no puede servirse sino en régimen de monopolio), no tendrían ningún motivo para mejorar la calidad ni el servicio. El objetivo de una empresa privada, su único objetivo, es ganar dinero. Lo primero será subir los precios; lo segundo abaratar costes. Pueden subir el precio lo que quieran porque no podemos cambiarnos de compañía.  Los costes se abaratarán en la calidad y el servicio, en el despido de trabajadores, en la nula inversión en mejoras… Además, en lugar de campañas para ahorrar agua, que es un bien escaso, la compañía hará campañas para que gastemos más agua, al fin y al cabo si gastamos más ellos ganan más, aunque el agua se acabe. Eso no suele importar a las empresas privadas, que sólo tienen visión para el corto plazo.

Ya no tendremos capacidad para oponernos a los trasvases desde la cabecera del Tajo. El monopolio beneficiario de la concesión tendrá mucho interés en trasvasar cuanta más agua mejor, para incrementar su beneficio inmediato, no importa si en unas décadas se ha agotado la cabecera del Tajo o se han sobreexplotado los acuíferos, será problema de otras generaciones no de la actual.

Nos espera un futuro maravilloso, sin estado, como soñaban los anarquistas, con los servicios rentables privatizados, los no rentables suprimidos, las empresas rentables vendidas a los amigotes, las no rentables cerradas y la televisión autonómica gestionada por la productora del marido de Cospedal. ¡De que nos quejamos!

1 comentario:

  1. Hola Plumaroja:

    Lamentable el futuro que nos espera, en efecto. Claro, con la casta de políticos que tenemos, con un funcionamiento endogámico escandaloso, no debería sorprendernos. Algo que no se circunscribe a un sólo partido político, si no que es extensible, cuanto menos, a los grandes partidos.
    Enhorabuena por tu labor informativa!
    Un saludo
    JA

    ResponderEliminar

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

EL DEFICIENTE TRANSPORTE SANITARIO DEL SESCAM

Movilización de trabajadores del transporte sanitario del SESCAM El SESCAM aceptó una oferta temeraria, a la baja, para adjudicar el s...