viernes, 26 de agosto de 2011

UNOS ENCIERROS NADA TRADICIONALES Y MUY POLÉMICOS



El programa de fiestas patronales de Puertollano me genera una sensación agridulce. Contrastan en el la imaginación y las opciones populares implementadas por colectivos locales y entidades con otras muy del gusto del concejal responsable. Son unas fiestas baratas en las que los festejos taurinos consumirán el 40% de su presupuesto.
Presume el concejal de recuperar una tradición secular de Puertollano y no es así. Aunque existan tres referencias escritas sobre los encierros de Puertollano solo la última, que data del año 1890 los vincula a las fiestas patronales de septiembre. Las dos anteriores, de los siglos XVI y XVII, la vinculan con otros actos festivos.
Definir como tradicionales unos encierros que no se celebran desde 1890 y que también en el siglo XVIII fueron interrumpidos es cuanto menos pretencioso. Realmente en los últimos tres siglos se tiene poca o escasa constancia de su existencia. Además llevamos exactamente un siglo y dos décadas (122 años) sin encierros. Nadie recuerda su existencia y nadie los añora. ¿Por qué recuperarlos ahora?
Es encomiable la labor de Luis Miguel Ortiz al frente de la concejalía y su afán por recuperar las tradiciones locales. Su vocación de investigador amateur le juega a veces malas pasadas, esta es una de ellas. Hay que felicitarle por su buen hacer con la fiesta del Voto, a la que ha logrado situar a una altura envidiable. También es destacable que haya implicado a todos los colectivos e instituciones locales en el calendario festivo. Pero en este caso se equivoca él y hace equivocarse al grupo municipal socialista.
¿Porque no son oportunos estos encierros? Porque no se sostienen socialmente y tampoco económicamente. Es cuestionable un cartel taurino más que discreto, con espadas de segundo o tercer nivel del escalafón, en el que se recurre al término “dinastía” para convencer a los buenos aficionados, que en Puertollano son escasos; y que este se cobre la mayor parte del presupuesto de las fiestas patronales. Lo es más hacer un sobreesfuerzo económico en medio de un exigente programa de estabilidad presupuestaria que incluye recortes en áreas más necesitadas. Me consta que los puertollaneros comparten las políticas de ajuste municipales y no entienden ahora este gasto innecesario y superfluo.
Son habituales los incidentes con muerte en los encierros y los “Bous al carrer”. Se ha hecho tristemente famoso el toro ratón al que se disputan muchos ayuntamientos para atraer público a sus fiestas. Aquí no hemos llegado tan lejos, pero la distancia recorrida en un pueblo cuyos últimos encierros se realizaron hace 122 años y el que los celebró el años pasado y contrata a ratón es prácticamente la misma. Toda actividad festiva que tenga en los animales al coprotagonista está actualmente sometida a debate.
¿Qué pasará si hay algún incidente grave en estos encierros? ¿Quién se hará responsable de los mismos? La red está que arde, llena de polémica innecesaria. Colectivos ligados al 15M, juveniles, de defensa de los animales organizan distintas movilizaciones para reclamar la suspensión de los encierros. Al alcalde se le pide cordura y que rectifique a su concejal, que ha colocado al grupo socialista al borde de la división.
No lo va a hacer y se equivoca. Si se produjera el mínimo incidente no solo tendría que rectificarlo, se vería obligado a cesarlo. Aún estamos a tiempo de suspender una actividad que únicamente está generando polémica y división en Puertollano y de perder, por tozudez, al mejor concejal de festejos que ha tenido esta localidad.

3 comentarios:

  1. Espera espera, bajémonos del carro. Eso de que es el mejor concejal de festejos que ha tenido esta localidad me parece una pasada. Jamás podrá ser considerado así un concejal que antepone intereses pesonales, como su relación con la asociación taurina de Puertollano, al interés de aquellos por los que se celebran las fiestas, los niños de la localidad. El aumentar el gasto en esta barbarie no supone otra cosa que dejar de gastarse dinero en obras de teatro, conciertos y cosas más importantes, ACTOS INFANTILES.

    Alguien que ejecuta acciones como esa no puede ser considerado el mejor en nada, al contrario, pues traiciona el sentido de las fiestas patronales, las cuales han de ser motivo de unión y disfrute para todos los ciudadanos, especialmente los niños.

    Sinceramente me parece una vergüenza lo que está ocurriendo estos días en Puertollano, ciudad que ha decidido unirse a la España casposa de capa y mantilla en vez de mirar al futuro y dedicar sus fiestas al sector que debe sacar al pueblo de la crisis, la infancia y la juventud.

    Vergonzosa la actitud del concejal y vergonzosa la del alcalde al no atenerse a razones. La gente no quiere la dimisión de nadie, solamente la llegada de la cordura. Nada más.

    ResponderEliminar
  2. un concejal es bueno cuando consigue revitalizar unas fiestas mortecinas como eran las de Puertollano, es el mejor cuadno consigue situar a la fiesta del voto en niveles dificilmente superables y se equivoca cuando pretende meternos los encierros con calzador. Eso no demuestra que tenga ningún interes oculto

    ResponderEliminar
  3. Lo siento, pero el error cometido, el cual es de bulto, lo invalida para ser el mejor en nada. De hecho fue mucho mejor y más inteligente aquel concejal del año 1890 que decidió acabar con soberana barbarie.

    Y sigo incidiendo, las fiestas son para los niños y jóvenes. Alguien que se olvida o ignora ese hecho y se gasta la mayor parte del presupuesto en satisfacer sus intereses personales debe rectificar inmediatamente, o en caso contrario, ser despojado de su cargo.

    Lo siento mucho pero me parece un auténtico escándalo.

    Y el que quiera toros que se espere una semana y vaya a Almodovar, que está a 5 minutos en coche.

    ResponderEliminar

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

EL DEFICIENTE TRANSPORTE SANITARIO DEL SESCAM

Movilización de trabajadores del transporte sanitario del SESCAM El SESCAM aceptó una oferta temeraria, a la baja, para adjudicar el s...