sábado, 10 de septiembre de 2011

NOS TOCÓ LA LOTERIA: LLEGA LA SANIDAD PRIVADA A CLM



Ayer, cuando el consejero de sanidad aireo otra supuesta deuda impagada de Barreda, curiosamente una cantidad aproximada a lo que el ministerio había rebajado de la deuda publicitada a bombo y platillo por Cospedal y sus secuaces, me temí lo peor y acerté: los recortes no se van a quedar en la rebaja del 20% en los presupuestos para 2012, los recortes van más allá y nos traen un carrusel de privatizaciones que llegaran hasta los servicios públicos esenciales.

Ya lo ensayó el PP en la Comunidad de Madrid con el Hospital Universitario Fundación de Alcorcón, cuando gobernaba Aznar y el profesor José Barea, director de la Oficina Presupuestaria, afirmó que habría que privatizar todos aquellos centros sanitarios que no fueran rentables. El revuelo fue tan grande que los conservadores tuvieron que retractarse y apostaron por fórmulas como la gestión privada con titularidad pública. Ahora, Juan Ignacio Echániz, el consejero madrileño que dirige la sanidad en Castilla La Mancha, vuelve a recuperar la idea de la gestión público-privada para nuestros hospitales y centros de salud.
Se escuda Echániz en que la consejería de sanidad cuenta actualmente con una deuda acumulada de 1.200 millones de euros, de los que 1092 se corresponden a facturas impagadas recientemente descubiertas. 158.798 facturas habían permanecido ocultas a los ojos de su equipo hasta ayer, que casualidad que hayan aparecido justo cuando las necesitaba para proponer la gestión privada de la sanidad pública. Porque será que no me los creo y que me temo que les pasará como con el déficit y la deuda regional que tanto les gusta airear.
Echaniz no ha dejado títere con cabeza y ha criticado una gestión sanitaria que ha comprometido el futuro de los castellano-manchegos, ha declarado culpables, sin juicio y sin datos que lo acrediten, a los responsables socialistas, e inocentes a todos los usuarios a los que presta atención esta Consejería.
Frente al modelo anterior, el y su equipo afirman tener "talante de ama de casa". Me tiene francamente preocupado esta afirmación porque no alcanzo a entender que quiere decir Echaniz con lo del talante, esa palabra maldita desde que la usara Zapatero. ¿Se refiere acaso a que nos van a curar con calditos, tisanas y ropa de abrigo? ¿Qué volveremos a la quina Santa Catalina y la yema de huevo? ¿Qué inundaremos nuestros botiquines de obtalidones, ansiolíticos, antidepresivos… y así, con tanta “pirula”, todos felices y contentos a afrontar los malos días que nos esperan?
Entre los retos de su departamento ha priorizado la intención de desburocratizar la actividad administrativa a través de la administración electrónica, incrementar la efectividad de la investigación biomédica, y atender la formación de profesionales sanitarios, actualmente dispersa. Dispersos están también los sistemas de información sanitarios, lo que le obliga a crear un nuevo sistema coherente y orientado estratégicamente. Todo esto lo harán con un recorte presupuestario de 400 millones y una supuesta deuda de 1200 millones. Milagroso será que sobreviva algo de lo que con tanto esfuerzo hemos construido durante 30 años. ¿En que quedará uno de los sistemas públicos de salud mejor valorados de España y entre los más premiados de Europa?
Lo que nos espera es, según Echaniz, una profunda revisión de los programas de cribado para ver su efectividad, que se investiguen nuevos programas para un mayor rendimiento en salud, que se adapte la cantidad de infraestructuras y que se avance hacia el calendario vacunal único en coherencia con otras comunidades autónomas. El consejero ha considerado que el sistema sanitario actual responde a un modelo obsoleto, y por eso uno de los retos será la reforma de la atención primaria, aumentando la capacidad resolutiva de estos profesionales. Para ello se reunirá con las sociedades científicas y los colegios profesionales para avanzar en los consensos de la estrategia AP21, sobre la situación de la atención primaria. La Consejería también pretende "conceptualizar un nuevo modelo de hospital", centrado en el paciente y en la búsqueda de "nuevos modelos más eficientes basados en la colaboración público-privada". El siguiente paso, no anunciado, será el copago. Tiempo al tiempo.
Su reorganización del sistema público llegará también al ámbito de los servicios sociales, afirma que para resolver "los desequilibrios que existen entre provincias".   Echaniz se ha comprometido a "poner rigor" en el funcionamiento de la Ley de Dependencia, promoviendo una "verdadera acreditación" de evaluadores, y a reformular las políticas de mayores, familia e inmigración "desde la individualidad", y reconociendo las prestaciones de las viudas que ya tienen reconocidas.
Permitirme la traducción de sus palabras: Echaniz quiere decir realmente que se van a endurecer los criterios para acceder a la Ley de Dependencia, que no habrá prestación complementaria para las viudas y que los servicios sociales son responsabilidad de las familias, como ha sido “de toda la vida de dios”.
Lo que realmente me tiene preocupado no son las “genialidades de Echaniz” sino la serenidad con que esta región se está tomando los recortes.
  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

¿INCUMPLE RAJOY LA CONSTITUCIÓN CON SU APLICACIÓN DEL 155?

Rajoy podría vulnerar la Constitución Española con la aplicación del art 155 en Catalunya La Constitución reconoce en su artículo segu...