viernes, 13 de marzo de 2015

MASCULINIDAD, PROSTITUCIÓN E INAUTENTICIDAD EN LA TRATA

Leo, no sin pasmo, las conclusiones del estudio "Masculinidades y Consumo de la prostitución en Andalucía" 2015. Por de pronto lo de consumo como si las mujeres fuésemos "facturables de alcoba" me golpea hasta en las costillas flotantes ... como mujer, esto es: como parte el 53% de la población del Planeta desde un punto de vista antropológico, pesimista, en este caso.
Pongámonos en antecedentes acerca del estudio:
- 40 consumidores de prostitución con rango de edad entre 40 y 70 años.
- Categorías: Jóvenes metropolitanos, propietarios rurales, trabajadores manuales (esto tiene su sorna), empleados úrbanos, y homosexuales de metrópoli.
Conclusiones del Estudio:
1) Pagar por sexo no es más que un "acto social" que no merece rechazo, ya que -argumentan- que la necesidad sexual es innatísima a la condición masculina.
Por de pronto barrunto ¿Sabrán que el sexo no está subordinado a ser mujer o ser hombre? ¿Sabrán que las mujeres disfrutamos de muchas tonalidades concupiscentes pero... que a lo mejor no nos va tanto la cópula mecánica y mercantil a "lo centrifugado de la lavadora"?
Disculpen el peritaje de humor, o me río o lloro a caudales.
2) El consumo de sexo de pago se vincula en un alto porcentaje a celebraciones de ocio en grupo.
Vaya, que van en manada, socializándose en un acto de exaltación de su virilidad aventuro.
Más allá del debate pendiente entre la abolición o regulación de la prostitución, y en esto no me pongo costuras en la boca, su verdadero nombre es Explotación Sexual, léase: trato vejatorio para con la mujer y punto. Que pase desapercibido este estudio como tantos sobre la materia, pone en relieve el androcentrismo de esta sociedad y en sus Mass Media 
Tampoco es que aporte muchos más datos estructurales sobre la "Trata" que no supiéramos antes. ¿Pero por qué no se hacen los medios eco ...? ¿Por qué somos sólo foco de las noticias de la prensa rosa y sucedáneos? ¿Tenemos menos pedigrí que nuestros compañeros de especie? Pues como Femina Sapiens vindico otro trato a la trata.
Arranco ya no de un ángulo sociológico, despego también desde la perspectiva de la infrasexualidad a la que se somete a la prostituta, víctima de un doble atentado: del  poder patriarcal y el abuso sexual; víctima de la feminización de la pobreza y los movimientos migratorios, pero  -sobretodo- de los dos grandes cuernos del Macho Cabrío de esta sociedad, sí, el Capitalismo y el Patriarcado haciendo sinergia mediante publicidad sexista, macro burdeles y, una suerte de "psicología positiva del lupanar" mientras no se mezcle la noción de la prostitución con la pedofilia.
Qué una mujer, según los días festivos del año, pueda estar en zona Vip o de Rebajas dice mucho de esta sociedad, y de la posición privilegiada del hombre frente a la mujer.
Y conste, que no hablo desde la mojigatería, es más, me quedo con el concepto que bosqueja Marcusse en "Eros Reprimido" a propósito de la transformación de la libido que pasaría de ser " (...) la sexualidad constreñida bajo la supremacía genital a la erotización de toda la personalidad. O de otro, modo, la transformación conceptual de la sexualidad en Eros...Qué una cosa es la sensualidad y la sexualidad y otro el mercadeo de la mujer en pechos, nalgas, belfos... subordinado a la cartera y el capricho del consumidor masculino , en lo que compete a este estudio.
Me quedo como Carmen Conde con que "Temblorosa de músicas, es la pasión" y rechazo todo tipo de explotación humana, desde la laboral hasta la personal. En otras palabras, la inautenticidad a la que son sometidas las prostitutas y todo ser humano explotado en la trata.

Marina Durán Luna

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA AQUÍ TU OPINIÓN

VENEZUELA. ‘TERRORISMO PARAMILITAR CONTRA MADURO’

Grupos 'paramilitares' dirigen las movilizaciones contra el régimen Chavista  Pasa que comunicadores como Ildefonso Finol, Mig...